lunes, 6 de marzo de 2017

Gobierno federal estuvo atento del caso del periodista, “se les ofrecieron medidas cautelares al Periodista, pero no lo aceptó”: Roberto Campa Cifrián

Baldemar  Gómez  Roque

Chilpancingo Gro a  6 de marzo del 2017.- Roberto Campa Cifrian subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, señaló que hace 17 meses tuvieron la primera alerta y se comunicaron con el periodista Cecilio Pineda para que saliera de Guerrero, pero dijo que no podía salir.

En entrevista con Ciro Gómez Leyva, afirmó que, ofrecieron sacar tres veces de Ciudad Altamirano a Cecilio Pineda, asesinado la semana pasada, pero él decidió quedarse.

"Se hizo todo el esfuerzo posible, se consiguió una casa aquí en la Ciudad de México en condiciones especiales porque el periodista tiene una hija que tiene un problema de discapacidad; sin embargo, no fue posible nunca convencerlo de que había una situación de esas características y que aceptara las medidas.

Subrayó, que "por tercera ocasión en octubre del año pasado la Junta de Gobierno se comunica con el periodista y vuelve a insistir que hay una situación de riesgo. (...) Por más intentos que se hicieron su decisión fue mantenerse ahí, en Ciudad Altamirano", sostuvo. Destacó que la situación de riesgo que evaluaban eran amenazas directas de un grupo delictivo, de los varios que operan en la zona.

De acuerdo con Campa, "la primera alerta la detectamos el 19 de septiembre de 2015, hace 17 meses, y fue producto del monitoreo que hace el mecanismo de protección, en ese momento buscamos comunicación y tuvimos comunicación con él, hace 17 meses, unos días después, el 23 de septiembre el mecanismo terminó la evaluación urgente y le comunicó al periodista que era indispensable que saliera de ahí, la zona en donde laboraba el periodista es Ciudad Altamirano".

Añadió que, se acordó con el periodista que dos días después sería el traslado con el apoyo de la Policía Federal para venir a la Ciudad de México, "nosotros conseguimos un refugio, el día que se iba a hacer este traslado nos informó que tenía chikungunya y que no podría salir en consecuencia de Ciudad Altamirano, estamos hablando de septiembre de 2015".

Después, dijo, siguieron trabajando en los meses siguientes buscándolo, advirtiendo que estaba en situación de riesgo, "la Junta de Gobierno volvió a reunirse el 29 de enero y una vez más acordó que era indispensable un refugio de seguridad para toda la familia (...) el 3 de marzo el periodista informó que aceptaba y arribaría el 17 de marzo; sin embargo, no llegó.

"Hubo comunicación en abril, en mayo, en junio y por tercera ocasión en octubre del año pasado la Junta de Gobierno se comunica con el periodista y vuelve a insistir que hay una situación de riesgo y que en esas condiciones se garantiza su seguridad fuera de Ciudad Altamirano". Insistió que, por más intentos que se hicieron para proteger a Cecilio Pineda, él no quiso dejar Ciudad Altamirano.

En relación a este tema, el secretario general de la Delegación 17 del Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa (SNRP),  Erick Chávelas Hernández dijo  que el gobierno federal lo que desea es deslindarse de la investigación del asesinato del periodista Cecilio Pineda Birto en la región Tierra Caliente.

El gran líder sindical de periodistas en Chilpancingo, recalcó  que el gobierno federal en vez de desocuparse, debe presentar una investigación y esclarecer el asesinato de Cecilio Pineda, suscitado el pasado jueves, cuando se encontraba en un autolavado.