domingo, 28 de mayo de 2017

Advierte el obispo Rangel que están llegando a Guerrero nuevos grupos delincuenciales de Puebla y el Edo México

Baldemar Gómez Roque

Chilpancingo Gro, a 28 de mayo de 2017.-Salvador Rangel Mendoza, obispo de la Diócesis Chilpancingo-Chilapa dio a conocer la llegada de nuevos grupos de la delincuencia organizada a Guerrero, mismos que ya operan en regiones como la Tierra Caliente, Chilapa e Iguala y que llegaron de entidades tales como Puebla y el Estado de México.

Ayer por la tarde de domingo con motivo de la 51 Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales, dejo en claro que "desgraciadamente se nos están colando grupos del Estado de México, Michoacán y Puebla, situación por demás preocupante".

Insistió en que muchas veces no son tantos los grupos delincuenciales que operan en Guerrero, si no los que vienen de los estado de Michoacán, Estado de México e incluso de Puebla, hecho del que cuestionó que nadie lo puede controlar.

Señaló que en días pasados se registró un problema en la comunidad e Chontaihuatlán, municipio de Tetipac, donde un grupo se apoderó de unos centros educativos, evitando el transporte, pero que además otro grupo armado llegó y mató a dos hijos del jefe delincuencial de ese lugar.

Insistió que atravez, que través de los sacerdotes se han ido calmando las accione violentas, lugar a donde lo auxilió el Estado, enviando la Policía del Estado, acto en el que lamentablemente fueron desarmados y tuvo que salir la policía de ese lugar.

 

Señaló que él quiere defender a su clero, a las religiosas, a los catequistas y también a los católicos, porque consideró que es mejor tener estos canales abiertos que cerrarlos. Y que hasta ahora no tiene acceso hacia ellos, para ejercer el diálogo y poder disminuir la violencia en Guerrero.

Rangel Mendoza dijo que por Tixtla y Chilpa opera uno de los grupos, de los que omitió sus nombres, que le ha sido difícil comunicarse, lugares donde se han generado diversos problemas.

Por lo que dijo que su homólogo del municipio de Tlapa, donde Dagoberto, les dijo decía que le podía hacer para dialogar, porque le estaban cobrando derecho de piso de la catedral, los que a través del diálogo se fueron, eso es bueno.

Recalcó que ya llegó otra banda delincuencial al municipio de Tlapa, los que a lo mejor vienen del Estado de Puebla, debido que está muy cerca. Mismo que es mejor comunicarse con ellos,  que cerrarlos, en referencia al problema de comunicación que tuvo con el gobierno estatal, concluyó.