jueves, 25 de mayo de 2017

LA INVASIÓN

MIRADA INTERIOR

Por: Isaias Alanís

Por los últimos acontecimientos suscitados en Guerrero, da la impresión a primera vista, que el estado está invadido. No es una invasión silenciosa como el cáncer o el capitalismo salvaje, no, es a sangre y fuego. Es vistosa y mediática. Plagada de crímenes y a la vista de todos.
Es dolorosa para los guerrerenses con los que he platicado, que es imposible frenarla. Invasión que ha mermado la capacidad productiva, ha modificado usos y costumbres y desestabilizado a las instituciones. Como me dijo un experimentado economista, esto no es un juego, es algo tan serio que conlleva la supervivencia de nuestro país como nación libre y soberana.
Regiones completas con la estructura social, han sido sometidas. La invasión carcome los últimos mecanismos de control del estado. Se inocula en la sociedad. Cultiva un caldo donde los niños juegan un papel preponderante en la estructura delictiva.
Implanta el terror como sinergia absoluta, y la compra de seres humanos como punta de lanza para el sometimiento.
No se trata de combatirla con los mismos mecanismos. El gobierno federal ha errado el camino con una torpeza centrifuga, que en vez de paliarla, la ha encendido.
Lo que acontece en Guerrero, tiene semejanza con el grave problema sistémico cuya narrativa social inoculada por la delincuencia ha dado frutos de proporciones injustificables, me refiero a los huachicoleros. Manejan millones de pesos diarios, enfrentan al ejercito y aseguran que de haber un combate, habrá miles de muertos.
Los pueblos de la zona dorada del huachicol, están en el negocio, familias enteras se dedica a la ordeña de los ductos ante la invisibilidad de autoridades, miembros de las fuerzas armadas encargados de vigilar los ductos y empresarios que a sabiendas de que es robado, crean facturas apócrifas burlando al SAT que recientemente afirmó que hay mas de 70 mil gasolineras que expenden gasolina robada, y de paso, saquean al consumidor al verter ochocientos mililitros o menos por el litro que pagamos. Esta ganancia también es millonaria.
Y ahora si, después de tres décadas perdidas, le reventó al gobierno la epidemia de los huachicoleros. Gracias al sacrificio de cuatro miembros de las fuerzas armadas y a la complicidad de altos funcionarios de PEMEX y la compacidad de Rafael Moreno Valle, que anda de caliente queriendo ser presidente o su mujer gobernadora de Puebla.
¿Se irá el gobierno contra los huachicoleros de cuello blanco que le hacen agujeros a México al vender a escondidas el petróleo a Shel, Chevron, OHL, Exxonmobil y frenará el robo a los ductos que le ocasionan pérdidas inimaginables a PEMEX, y con tecnología monitorear los ductos las veinticuatro horas del día? ¿Se abrirán fuentes de trabajo para las comunidades del triángulo del huachicol y meterán en cintura a los gasolineros para que en la última cadena dejen de extorsionar al consumidor en detrimento de la economía familiar?
Estas acciones contundentes del gobierno federal contra los huachicoleros, en caso de aplicarse y terminar con el robo de combustible, podrían aplicarse cuando menos a la región de Tierra Caliente de Guerrero y Michoacán en las que los barones mandan,
invaden pueblos, ejecutan, ejercen un control social y advierten con mensajes de todo tipo, quiénes son los dueños de esos territorios.
Esta narrativa del horror, el terror y la violencia se han extendido a la otrora tranquila y pobrísima Montaña de Guerrero donde sucede lo mismo y existe un duelo a muerte entre las facciones que pretenden prevalecer y controlar toda la zona.
En la Sierra y zona Centro también la invasión es silenciosa pero eficaz. Es tanta la distancia que hoy gracias a la nueva tecnología y a los celulares, se acorta y se conoce el boceto de la vida cotidiana en medio de balacearas, levantados y donde los otros delitos, la extorsión, robo, secuestro y cobro de piso están a la orden del día.
Esta misma invasión se amplía a las dos costas, Chica y Costa grande y la joya de la corona, el Puerto de Lázaro Cárdenas. Ombligo de las mafias internacionales que surten toneladas de metanfetamina base en contenedores tan grandes como una montaña, sin que nadie se percate de su presencia o se hacen los desentendidos y la zona Norte de Guerrero donde sucede lo mismo.
Los ciudadanos de a pie, nos preguntamos, ¿como frenar esta invasión que ha llenado de luto a cientos de comunidades, deja familias fragmentadas que es el núcleo de toda sociedad?
Los muertos son soldados, sicarios, campesinos, amas de casa, comerciantes, estudiantes, artesanos, vendedores ambulantes o políticos de todos los partidos. Seres humanos que dejan una estela de dolor, lo mismo en la madre de un sicario, que de un estudiante, comerciante, policía, soldado, maestro, político ultimado en esta guerra interna aterradora e imparable.

Lo que importa es como frenar esta invasión que carcome los cimientos de una tierra pródiga y que paradoja, pobre. En medio de tanta riqueza natural, el estado de Guerrero se hunde en violencia, coágulos de sangre y temor, mucho temor.
Los estados como Tamaulipas, Michoacán, Durango, Chihuahua, Veracruz, Oaxaca, Morelos y Guerrero, no son los únicos que padecen esta invasión sangrienta, se amplía el mapa a casi todo el territorio nacional donde se libra una mini guerra entre bandas contrarias que no solo lesionan a los gobiernos legalmente constituidos, afectan la economía, desestabilizan las instituciones, mediatizan al pueblo y se convierten en verdaderos señores feudales.
En el caso de la amapola, de legalizarse su cultivo como lo han señalado, entre otros el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores, afectaría interés de quienes desde la clandestinidad se dedican al negocio de siembra, trasiego, procesamiento y venta, pero desactivaría la clandestinidad de su producción, que sería un gran paso, y se convertiría en turbina del desarrollo.

DE REOJO
Si se realiza un fraude electoral en el Edomex, como lo señalan múltiples voces, como advertencia, las consecuencias para la nación serían catastróficas por la posibilidad de una insurrección social cuyo eje central sería la zona conurbada de la CdMex.xxx Trasfondo informativo. Los mejores reportajes en TV, MARTES Y JUEVES a las 9:00 de la noche en el canal 76 de Cablemas-IZZI, o en www.facebook.com/trasfondoinformativo