domingo, 11 de junio de 2017

No hay aspirantes a la Normal de Ayotzinapa; la convocatoria se abrió desde abril


Baldemar Gómez Roque
Chilpancingo Gro, a 11 de junio de 2017.- El profesor Gabriel Jiménez Guadarrama, presidente de la Asociación de Líderes de Opinión de Guerrero, dijo que desde el 30 de abril pasado que se abrió la convocatoria para los aspirantes a ingresar a la Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, hasta la fecha, no se ha presentado a inscribirse ni un solo estudiante.
"Quiero aclarar que ahora lo que se les ofrece a todos los egresados normalistas ya no son plazas, sino que son contratos por un determinado tiempo y luego se renuevan los contratos, pro con este nuevo sistema ya no hay antigüedad laboral ni las prestaciones de Ley", dijo.
Subrayó que debe que esta escuela ya perdió el atractivo, dado que ya no hay plazas automáticas y ahora todos los egresados normalistas tienen que presentar examen de oposición y eso ha desalentado a muchos alumnos, reveló el profesor Gabriel Jiménez Guadarrama, presidente de la Asociación de Líderes de Opinión de Guerrero,
Al ser entrevistado  por este medio de comunicación, recordó  que el otro fundamento es que antes las plazas automática  siempre van hacer  preferencial para los egresados dela Normal Rural de Ayotzinapa, y es por eso que muchos estudiantes veían en esta escuela la plaza segura, sin importar los promedios y  hacer ningún examen, pero la situación cambió con la entrada en vigor de la Reforma Educativa y ahora todo aquel normalista, de la escuela que sea, está obligado a presentar buen promedio y a realizar el examen de oposición, por lo que al ver que Ayotzinapa ya perdió se "encanto".
Dijo que esta situación, la Normal de Ayotzinapa perdió su atención porque antes cualquier joven que se inscribiera,  tenía asegurada su plaza, además de todas las prestaciones de ley un hasta el privilegio de escoger en que municipio de la entidad dar clases, pero afortunadamente eso ya se acabó y esas son las razones por las que ya nadie se quiere inscribir en esa escuela, reiteró.
Recalcó que después de los hechos en Iguala, se ha generado que la imagen de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos" de Ayotzinapa se haya deteriorado, ya que se han mezclado versiones de tráfico de drogas, así como como los posibles nexos de algunos de los alumnos con grupos de la delincuencia organizada y esto ha generado que las cosas se compliquen y prueba de ello son las constantes deserciones, ya sea por fallecimiento, o por simple abandono escolar, por lo que la cifra actual de deserción llega al 80 por ciento.
Recordó quien tiene el control en esa escuela es la Federación de Estudiantes de México, por lo prácticamente un auto gobierno, dado que no manda el director ni los maestros, sino que los alumnos los que determinan lo que se debe, o no, de hacer, y sobre todo, los estudiantes de dicha federación son los que dan la directriz a seguir, así como también ordenan la retención de autobuses, el robo de combustible y los saqueos a camiones comerciales y centros de auto servicio, descubrió.