sábado, 22 de julio de 2017

El principio del fin.

Punto de vista
Enrique Caballero Peraza.

El hombre razonable se adapta al mundo, el hombre no razonable se obstina en intentar adaptar el mundo a sí mismo. Todo progreso depende, por lo tanto, del hombre no razonable.
George Bernard Shaw.
Los enfrentamientos y las batallas en diferentes frentes están a la orden del día, el momento crucial se acerca y todos los que conforman los distintos bloques están presto para asumir su papel y establecen alianzas inusuales, hay ambición desmedida, venganzas, determinación y muerte. Todo por la lucha por el poder. No, no me refiero a México y al próximo proceso electoral, intento narrar lo acontecido en Juego de Tronos, la serie surgida de la magistral pluma de George R. R. Martin, que ha cautivado a millones de telespectadores y que saturaron el servidor de HBO GO el pasado domingo que se estrenó la séptima temporada.
Game of Thrones ha resultado adictiva, por la misma razón que los que lectores (esos seres en peligro de extinción) nos fascinamos con la obra de Honoré de Balzac, George R. R. Martin, hace un estudio profundo del comportamiento humano y presenta los deseos de una manera descarnada. En Juego de Tronos no hay buenos y malos perfectamente definidos de una manera maniquea, todos son seres humanos, (algunos con características especiales), víctimas de las pasiones, de su historia y de sus anhelos.
Para aquellos que han logrado sustraerse a la pandemia de esta serie, los invito, ríndanse ante los siete reinos. Empiecen a saborear desde la primera temporada, para aquellos que el texto es su mejor manera de introducirse en un relato, adquieran los libros, pueden incluso descargarlos legal o ilegalmente en la red. Yo leí todos los publicados desde hace años. Entrarán a través de la lectura o por la pantalla de su monitor, a un universo alterno, inspirado en algunos de los eventos de la Guerra de las Rosas, donde hay magia, caminantes blancos (zombies del invierno), ejércitos de hombres castrados (inmaculados) y claro está, dragones, enormes y magníficos dragones.
Juego de Tronos, desde su primera temporada nos dejó claro que ningún personaje tenía asegurada su supervivencia, sin piedad el escritor ha matado a los grandes protagonistas de la serie, tan solo para permitir el surgimiento de otros nuevos con mayores bríos.
Existen rumores de que podría migrar a la pantalla grande para el desenlace. Todo es posible. Por el momento que nadie se atreva a llamarme el domingo en la noche, durante el estreno de uno de los capítulos, mi teléfono móvil estará apagado y el aparato de casa desconectado. Dado que es en la noche, no he llegado a pensar en los extremos de desconectar el timbre de la puerta en la casa.
Uno de los hechos ya demostrados es que durante la transmisión del capítulo de Game of Thrones, hubo una disminución sustancial en las visitas a las páginas porno en la red. Este hecho por si mismo ya es positivo. Demuestra que la población responde favorablemente ante la calidad del contenido.
Game of Thrones es una saga que surge de la novela y se consolida en la pantalla chica, parte ya de la mitología contemporánea. No importa con cual de las siete principales casas te sientas identificado: Targaryen, Stark, Lannister, Baratheon, Greyjoy, Tully o Martell, los próximos acontecimientos serán inesperados. El final se acerca. The Winter is coming.

xxx Trasfondo informativo. Los mejores reportajes en TV, MARTES Y JUEVES a las 9:00 de la noche en el canal 76 de Cablemas-IZZI, o en www.facebook.com/trasfondoinformativo