domingo, 9 de julio de 2017

Organismos como CAPACH y CAPAMA, no deben cobrar por agua que no es potable

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
Chilpancingo, Gro., julio 09 del 2017 (IRZA).- El gobierno de Marco Antonio Leyva Mena no puede cobrar el suministro de agua si no garantiza su dotación y menos si no es potabilizada como en otras ciudades del país.
De acuerdo con Arturo Palma Carro, director de la Comisión de Agua Potable Alcantarillado y Saneamiento del Estado de Guerrero (CAPASEG), el Ayuntamiento primero debe garantizar el agua y después cobrar a los usuarios.
Informó que un acuerdo de coordinación entre el gobernador Héctor Astudillo Flores y los municipios, han llevado a los organismos operadores a varios cursos de capacitación de otras ciudades del país donde estos operan correctamente.
Invitaron a las autoridades de Acapulco, Taxco, Iguala, Chilpancingo y Zihuatanejo a un curso impartido por los operadores del sistema de agua de León, Guanajuato, al cual sólo acudieron las de los tres últimos.
Explicó que la ciudad de León tiene una dotación de 2 mil 700 litros por segundo, con una población de un millón y medio de habitantes, quienes reciben agua las 24 horas del día y el 99 por ciento de los usuarios pagan puntualmente el servicio.
Comentó que hace 20 años esa ciudad sufrió las mismas deficiencias que actualmente tienen Acapulco y Chilpancingo, pero intervinieron los gobiernos estatal y municipal, coordinadamente con la población, para mejorar el servicio.
Lo primero que les dijeron en ese curso, narró Palma Carro, es que “no puedes cobrar el agua que no le das a la gente. Necesitas primero dar el agua, que sea potable, de calidad y después empezar a cobrar”.
“Queremos capacitarlos, acercarlos a organismos exitosos y reproducir fórmulas de éxito para que se repitan aquí. No hablamos de privatización; el organismo de León es público, interviene un consejo ciudadano sí, pero es público, municipal”, aclaró.
Expuso que los déficits mensuales en CAPAMA y CAPACH es de 12 y 6 millones de pesos mensuales respectivamente y que los ingresos no les alcanzan ni para cubrir los gastos de energía eléctrica, debido a que no cobran eficientemente.
Arturo Palma dijo que los ayuntamientos, sobre todo Acapulco y Chilpancingo, tienen otro problema que consiste en sus actualizaciones de tarifas en cuanto al uso del agua para el servicio comercial.
“Hay grandes comercios que pagan 400 pesos. Se trata de cobrar pero no sangrar al usuario que más necesitado está. Se puede iniciar (la actualización tarifaria) con los comercios, con las grandes tiendas de autoservicio. La gente debe pagar lo justo, ni más ni menos, lo justo”, indicó.(www.agenciairza.com)xxx Trasfondo informativo. Los mejores reportajes en TV, MARTES Y JUEVES a las 9:00 de la noche en el canal 76 de Cablemas-IZZI, o en www.facebook.com/trasfondoinformativo