domingo, 9 de julio de 2017

Se reúnen priistas para acordar unidad con rumbo al 2018


Baldemar Gómez Roque

Chilpancingo Gro., a 09 de julio del 2017.-Este fin de semana, se realizó la asamblea estatal del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Guerrero, donde destacaron las propuestas de expulsar a "los traidores" que no respeten los estatus, y promover a que los gobernantes priistas comparezcan ante los Consejos municipales o estatales, según sea al caso para que expliquen las acciones de su gobierno.

El sábado en la explanada estatal del PRI en Guerrero, se realizó la asamblea estatal, todo con las miradas   rumbo al 2018. Durante su asamblea estatal donde se informó que 105 Consejeros de Guerrero acudirán a la asamblea nacional el próximo mes de agosto.

En esta asamblea se congregaron alrededor de dos mil personas, entre delegados, presidentes de Consejos municipales, e invitados especiales como; el gobernador, Héctor Astudillo; la Secretaria general del consejo nacional del PRI, Claudia Ruiz Salinas además de los ex gobernadores, Rubén Figueroa Alcocer y Rene Juárez Cisneros.

La asamblea se desarrolló en la explanada de las oficinas del PRI, entre gritos y porras de los asistentes, donde se leyeron las propuestas que se recogieron de las juntas y asambleas municipales de cada sección al interior del PRI.

Las propuestas que más destacaron fueron; "expulsar a los militantes, que traicionen los estatutos, dicha propuesta fue expuesta al menos en tres participantes; Marco Antonio Leyva Mena, Flor Añorve y Fermín Alvarado.

La diputada local del PRI, Flor Añorve también expuso que se cree un Comité estatal de vigilancia para aquellos priistas que no cumplan los estatutos, puedan ser expulsados.

En su intervención de Marco Antonio Leyva Mena también propuso que los estatutos del PRI se traduzcan en lenguas indígenas y, que, en el próximo proceso electoral del 2018, el PRI debe apostarle a una candidatura de unidad para la presidencia de la república. Destacó que los gobernantes priistas deben comparecer ante los consejos de su partido, ya sean municipales o estatales, además de promover escuela de formación para cuadros políticos de carácter estatal y nacional.

El gobernador Héctor Astudillo en su participación, sostuvo que el mensaje del priismo guerrerense debe ser que en Guerrero hay PRI para rato en los procesos electorales, y que es un partido que quiero volver a triunfar. Mismo que la unidad es el motor que consolidará a los nuevos cuadros del Partido Revolucionario Institucional (PRI) con vistas a la XXII Asamblea Nacional a realizarse en agosto próximo, por lo que señaló "lo que haremos será fundiremos fuerza y unidad para refrendar el triunfo en las elecciones presidenciales del 2018".

Expresó, "nos reunimos en esta ocasión para prepararnos para ir en agosto a nuestra asamblea nacional, el PRI de Guerrero debe de estar animado para llegar a nuestra asamblea nacional, que debe servir para dar un mensaje que hay priismo en Guerrero, y optimismo para las próximas jornadas electorales, en donde podemos demostrar que somos un partido que queremos volver a triunfar y a vencer".

Somos un partido, agregó "Estamos más en el debate de ideas que en los pleitos que le tienden; somos un partido de jóvenes y mujeres con entusiasmo y decisión para caminar hacia adelante", reiteró.

Subrayó: "somos un partido comprometido con la honestidad, comprometidos con el trabajo, eso es lo que queremos hacer de aquí a la próxima asamblea nacional"; ya que propuso a los asistentes "demostrar permanentemente como nos enseñó (José Francisco) Ruiz Massieu, que estamos comprometidos con ideas para triunfar.

Por su parte, la Secretaria general del consejo nacional del PRI, Claudia Ruiz Salinas indicó que las asambleas de cada estado, es con la idea de recoger propuestas y mejorar las propuestas de su partido.  Señaló que los cambios en el partido son urgentes y de deben de realizar en todos los niveles, así como la rendición de cuentas para llegar como un partido consolidado a las elecciones del 2018 y lograr la continuidad de los proyectos para el bien de los mexicanos.

 "Estar aquí una responsabilidad que hace 23 años ostentó también uno de los políticos y funcionarios públicos más entrañables que Guerrero le ha dado al país, y le ha dado a México, nuestro dirigente, nuestro ideólogo José Francisco Ruiz Massieu", dijo. Por igual alabó la administración del gobernador "quiero reconocer a Héctor Astudillo, querido gobernador como paisana, como tu amiga, como tu compañera militante, como secretaria general, reconozco tu liderazgo y compromiso que hicieron posible que con el trabajo de todos los militantes recuperáramos la gubernatura, gracias a tu trabajo y visión".

Destacó, "reconocer tu valentía, tu firmeza, para enfrentar los retos que tiene nuestro estado, para conducirlo a un futuro de paz de oportunidades, de crecimiento e inclusión", indicó.  "Se construyó hace más de 25 años con el apoyo del gobernador Ruiz Massieu. En ese tiempo nuestro partido no tenía un espacio propio. Por eso el sentido de tener una sede única, no fue solo una cuestión de practicidad sino de identidad, de construir unidad, solidaridad y cohesión para los priístas de Guerrero", se refirió a la sede del PRI estatal.

Sostuvo que ese es el espíritu que hoy anima estos trabajos de la XXII asamblea del partido, "para que nos prepararemos y llegar a la cita del 12 de agosto, que se aproveche el foro para debatir y consensuar, y visualizar qué partido queremos ser, y qué proyecto vamos llevarle a la gente en la elección del 2018", reiteró. "Cómo podemos mejorar, ser más fuertes, más competitivos, más cercanos a la gente, más sensibles, más humildes, y cómo poder dar más resultados".

Al día de hoy, señaló, "Hemos celebrado más de 2 mil 900 asambleas en el país, con más de 330 mil priistas, y en Guerrero más de 7 mil. Ningún otro partido puede hacer una convocatoria tan amplia y abierta, que permita escuchar a la gente, traducir sus aspiraciones en propuestas políticas. Que permita acercar a la militancia a la dirigencia, y poder construir una oferta política que le haga sentido a la gente", dijo. "Ninguna otra fuerza política como el PRI, ha sido capaz de integrar de dar voz y de representar a la rica pluralidad que tiene México".

Ninguno de los participantes hizo referencia a la violencia que se vive en Guerrero, y al final se negaron a conceder entrevistas con los medios de comunicación, y se dirigieron hacia las oficinas de la presidencia del PRI de manera presura, entre empujones, fue la retirada de los dinosaurios del PRI, concluyo.